Alejo Cantón: “Tenemos que asegurarnos de que las empresas sigan vivas”

Compartimos la nota de MDZ a Alejo Canton, Presidente de Vistage Argentina, charlando sobre el poder de los pares, el asesoramiento entre miembros y el futuro de las pymes en el contexto actual.

 

Alejo Cantón, es Presidente de Vistage Argentina, una organización líder mundial de Coaching organizacional, diseñada exclusivamente para CEOs, dueños de empresas y líderes empresarios. Su objetivo es ayudar a los empresarios a desarrollar su intuición, mejorar su criterio y ampliar su mirada, lo que redunda en un mejor proceso de toma de decisiones, con mayores resultados y un fortalecimiento en su capacidad de liderazgo.

En el vivo que hicimos en MendozAprende en el Instagram de MDZ Online hablamos con Alejo sobre tres temas centrales. El poder de los pares es una propuesta de trabajo entre líderes empresarios quienes conforman un grupo con una matriz definida que te lleva a interpelarte, cuestionar tus creencias, definir tus metas, los obstáculos que existen para que la alcances y un plan de acción. Hablamos del diferencial que genera el sistema B que impacta en la productividad. Además nos comentó acerca de un relevamiento de datos realizados por Vistage que nos da un mapeo de la situación actual de las pymes en Argentina.

– ¿De qué se trata esto de el poder entre pares?

– Es un concepto viejo en realidad, lo que pasa es que no es tan conocido. En Argentina existe el grupo CREA que son de la agroindustria que hace mas de 50 años se juntan y se ayudan entre si para ser más eficientes en la producción.

Este concepto existe también por ejemplo en quienes padecen enfermedades como sucede con Alcohólicos Anónimos, en que parte del éxito es que se juntan entre pares, porque quien tiene ese problema escucha mejor a quien estuvo ahí y lo pudo superar.

Nosotros lo trajimos a la Argentina hace 20 años, a nivel mundial existe hace 60 años. Lo que me parece interesante es que está demostrado que cuando uno toma decisiones solo acierta un porcentaje bajo,1 de cada 5; si las tomás acompañado y sobre todo de gente bien elegida aceptás un 75%, 80% y ese es el concepto de asesoramiento entre pares.

– Realmente es sentido común que el encuentro humano nos enriquece, sin embargo en una cultura inmersa en un paradigma individualista y competitivo, son conceptos que necesitan ser explicados

– La base de este concepto es la confianza, sino es imposible hacer nada, razón por la cual no permitimos que haya competidores o relaciones fuertes de proveedor/cliente dentro del mismo grupo, porque si tenés un competidor fuerte no te vas a abrir a contar lo que te pasa. Por eso el diseño de los grupos se arman con este cuidado.

Desde el ámbito publico también hay acciones con este concepto, Fundaciones como la RAD “Red de Acción Política” que piensan la Argentina de los próximos 100 años y tratan de construir amistad cívica entre políticos juntando políticos de diferentes lugares, eslabones y partidos; y el foco ahí también es construir confianza. Una de las cosas que creo y escucho es que a Argentina no nos va mejor porque no tenemos confianza. Tener estos espacios donde la agenda común es ayudarnos mutuamente a crecer, en la que yo estoy para que a vos te vaya mejor y vos estas para que a mi me vaya mejor, así nos potenciamos mutuamente y estamos sembrando algo que va a traer mayor rédito.

Desde lo público se entiende no solo evidente sino indispensable el diálogo mas allá de las diferencias ideológicas y salir de las miradas antagónicas. Y desde el punto de vista empresarial, si bien comparto esta mirada ¿cómo insertarla en un ambiente en que es más innata la visión de competitividad?

– Es difícil objetar una respuesta objetiva, pero en función de mi experiencia no se si es tan así. Esta experiencia funcionó muy bien en Argentina, en CABA y el interior, así como en otros países latinoamericanos que lo hemos llevado, no obstante que siempre nos decían que no iba a funcionar.

Otro ejemplo fue cuando surgió Ebay, donde el gran problema que tuvo fue ¿qué va a pasar cuando te compre y no me entregués la mercadería? o a la inversa. Entonces inventaron un seguro y lo que pasó fue que las compañías de seguro se fundieron porque no fueron necesarias. De todas formas hay una conversación interesante, porque es fácil que funcione si no somos competidores, pero aún cuando lo seamos hay una oportunidad de tener este tipo de esquemas, Mendoza en esto es un ejemplo en el turismo, la vitivinicultura que apuestan al beneficio que genera agrandar la torta.

– Claro mientras más ofertas y de mejor calidad hay, en el marco de una sana competencia, redunda en que la provincia se posicione como un polo atractivo y entonces hay mayor cantidad de turistas, la torta se agranda para todos. Y esta necesidad de integrarnos se ha visto mas fuerte en este contexto de pandemia.

– Me gusta el concepto de diagnóstico compartido y buscar nuestro diferencial, donde nos conviene poner nuestras fichas; en Mendoza por ejemplo el turismo es una , pero también es punta de lanza en temas de sustentabilidad y eso es una manera de posicionar la provincia o la ciudad de una manera mejor  y diferente. Y esto hoy es una tendencia clara porque antes solo comprábamos por precio, calidad y conveniencia, ahora cada vez más compramos en función no solo de estos criterios sino también por la empresa que está detrás.

– Leí que apuntan al desarrollo de la intuición como una manera de mejorar el proceso de toma de decisiones ¿cómo se inserta hoy en el mundo empresario el desarrollo de la intuición, la empatía y el desarrollo emocional?

– En nuestro modelo los grupos, por ejemplo con 12 personas de empresas de industrias que no compiten entre si, se reúnen un día entero por mes y básicamente lo que hacemos es alentarlos a que compartan lo desafíos estratégicos más grandes que tienen. Esta propuesta es más atractivas para empresarios que ya dieron su primer salto y se encuentran con que es importante profesionalizarse y empezar a pensar cosas que uno típicamente no piensa cuando arranca que lo que tiene es la idea y piensa en cómo venderla y ganar más clientes.

En un grupo lo lindo es que yo traigo un problema, nos ayudamos a identificar hacia donde queremos ir. Muchas veces las personas no sabemos lo que queremos o donde nos imaginamos a 5 años; ya hay un primer valor en compartir eso, a mi me da tranquilidad eso. Y luego también me ayudan a ver los desafíos que hay para llegar allí y cómo superarlos. El tipo de conversaciones que se dan en estos grupos se nutre por la amplitud de miradas, el grupo es heterogéneo no solo en tipos de industrias, sino en género o en conocimiento específico.

– Claro, cada uno desde su expertise puede analizar el desafío desde una mirada diferente y más profunda que en conjunto con el resto de la miradas se enriquece más el análisis.

– Exacto, además en esta propuesta, que apunta entre otras cosas al desarrollo de la intuición, muchas veces cuestionamos más que la respuesta la pregunta, quizás yo venia con la idea de que el problema era por ejemplo el gerente comercial y me voy dándome cuenta que el problema es que tenía 4 gerencias en vez de 3.

– Hay que ir dispuesto a transformarte a ese encuentro, con cierta actitud de curiosidad o apertura

– Esto no es para todo el mundo. El que es desconfiado o no se abre no le conviene venir. Además darte este espacio es fundamental porque vamos muy rápido y no nos detenemos, estamos bombardeados y no podemos pensar. Parar la pelota una vez al mes, desconectarse y fijarse cómo te hallás y cómo te sentís con eso, es muy sano y ayuda a desarrollar la intuición y todo eso que tenemos que trabajar internamente.

– Claramente depende tu plasticidad psíquica, tenés que animarte a poner en duda tus propias creencias sobre las cosas.

– Cuando hablamos de nuestros valores decimos que hay un triangulo, la base es la confianza, pero el otro eje es el desafío mutuo que es central; cuando perdemos miembros la principal razón que no se sintieron desafiados, que el grupo se achanchaba. Y el otro valor es el cuidado mutuo, tengo que saber que tu tiempo es tu tiempo, no vas a cambiar en el tiempo que yo quiero sino que tengo que acompañar tu proceso. Pero una vez que encontramos tu posibilidad de mejora, mi compromiso con vos es recordarte todo el tiempo que tenés esa asignatura pendiente. La función mas importante de quien lidera el grupo es interpelarte, es decirte “ no es suficiente vos podes mucho más”

– ¡Me parece súper novedosa la propuesta!

– Lo lindo de una propuesta como esta es que uno lo puede armar solo, es muy fácil  y vale mucho la pena hacer el esfuerzo, a eso apunta el libro también. Es un grupo de pertenencia muy fuerte que no lo encontrar en otro ámbito de la vida. En el libro explicamos el modelo que es muy sencillo y que esta al alcance de cualquiera.Hay organizaciones que tienen grupos que se autorregulan y funcionan bien.

Tenemos una alianza con el CEM en Mendoza. Tenemos dos grupos de directores de escuelas públicas y funciona muy bien el modelo entre ellos. Es una matriz que se puede aplicar a todo tipo de organizaciones, entre Intendentes, Cooperativas, ONGs.

Lo que tiene de interesante como innovación es que los países necesitan de las empresas que generan riquezas y a las empresas les va bien en función de las decisiones que toma el que maneja la empresa.

– Vamos a sistema B ¿Por qué es bueno este modelo, cuál es su diferencial?

Hay dos caras de la moneda, por un lado el beneficio y por otro lado la inversión. Desde el beneficio es que los empleados están más contentos trabajando para una empresa con estas características, entonces la retención, el sentido de pertenencia, la motivación, la capacidad de los equipos, funciona mucho mejor, es negocio. Pero además hoy el costo es muy bajo, yo no el recomendaría a nadie que invierta mucha plata ni tiempo porque es algo que no te va a dar un rédito inmediato, pero con muy poco de atención hoy te podes diferenciar. El mundo va en esa dirección y si te diferencias hoy el consumidor ya te posiciono en ese lugar, entonces cuando esto sea obligación, que es lo que va a pasar, la sociedad te lo va a imponer de diferentes maneras , los que se se han diferenciado tempranamente van a poder sacarle mas rédito.

– Que tu empresa genere un impacto positivo promueve una retroalimentación positiva y muy buena

Me gusto mucho un concepto de empresa del futuro que escuche que la define no como la que más gana, sino la que a medida que crece la gente se pone más contenta, es la empresa que todos queremos ver crecer, que mejor le hace al mundo. Si a la razón de ser de tu empresa le sumas la chance de cambiar la conciencia empresaria además estas haciendo algo para revertir esto que existe en nuestro país que ser empresario es mala palabra.

– Me gusta que no hay espacio para la especulación porque el impacto tiene que ser real. Coincido que en Argentina hay una generalización que se convierte en una difamación injusta hacia los empresarios.

Es muy real esto de subirte a una ola y hacer marketing sin interiorizar el cambio real; en general les digo que eviten eso porque cuando empezás a ir por este camino los demás automáticamente elevan mucho la vara de lo que esperan de vos. Quiere decir que si vos después no estas a al altura mejor ni haber encarado este cambio, por eso es portante si entras hacerlo porque crees en esto, no para aparentar algo que no sos.

Sobre la mala fama empresaria coincido totalmente, estoy muy involucrado en la Fundación Empujar que tiene como objetivo el primer empleo para chicos de bajos recursos que terminaron el secundario. Un papá una vez nos dijo que aprendió que “los empresarios no son todos mala gente”. La pregunta es qué puedo hacer yo desde mi ombligo para transformar esa realidad.

Finalmente hablamos sobre el relevamiento de datos de la situación actual de las pymes.

Desde que comenzó el coronavirus hicieron un relevamiento que ya va por la cuarta etapa. Al principio se visualizó como principal amenaza la pérdida de facturación o clientes y en segundo lugar quedarse sin caja; al respecto dijo “La buena noticia es que el fantasma de perder caja fue mermando y eso es importante porque como vamos a salir de esta tenemos que asegurarnos que las empresas sigan vivas, que es hoy la gran preocupación”

Otro dato importante que arrojó el estudio es que si bien la cobranza está muy golpeada no se rompió la cadena de pagos. Mientras que un 20% expresa respecto a su preocupación sobre tener que cerrar que solo puede aguantar tres meses para que repunte la situación.

Finalmente desde Vistage miden el índice de confianza, desde hace 10 años. Se evalúa sólo hacia atrás la comparativa con los resultados de la empresa con el ejercicio anterior, mientras que hacia el futuro se pregunta sobre cómo va a estar la economía, la facturación, rentabilidad, si hay disponibilidad de invertir en activos fijos y personas o dotación. De allí se saca un promedio que si da por arriba de 100 indica optimismo.

Desde 2010 está por debajo de 100. Cuando Macri inicia su Presidencia durante dos años se mantuvo por arriba de 100 y comienza a decaer hasta desplomarse con el resultado de las PASO, sin embargo la caída de confianza en el contexto de covid-19 ha sido de las más grande alcanzando pisos históricos “percibimos en mi comunidad que es de 1600 empresas que hay mucha preocupación.No poder prever lo que va a pasar es lo que mas preocupa. Si el gobierno no puede dar buenas noticias, podría al menos aclarar hacia donde vamos”, dijo.

Fuente: MDZ