La nueva normalidad y el liderazgo

Nada será como era antes, las Empresas deberán entender que sus estructuras y funciones ya no serán lo mismo. Por Roberto Hernández, Chair Vistage.

Nueva normalidad. Eufemismo para indicar que nada será como era antes y que las Empresas deberán entender que sus estructuras y funciones ya no serán lo mismo.

Lo más recomendable para construir las nuevas organizaciones, y que sean realmente valiosas, será escuchar y observar las preocupaciones de sus Equipos. Esto es algo que se debe hacer inmediatamente. Es necesario tener en cuenta que una escucha inteligente de las nuevas preocupaciones de las piezas claves, llevará tiempo y, si algo no hay, es tiempo.

¿Cuáles son las consecuencias de la nueva normalidad? Lo que hasta el mes de diciembre del 2019 servía, satisfacía las expectativas de nuestros Equipos y nos permitía desarrollarnos, hoy ya no sirve. Es más: continuar con lo mismo puede ser fatal. No existe nada más dinámico que la velocidad del cambio.

La nueva normalidad nos enfrenta a una realidad que no tienen referencias hacia atrás. No hay datos históricos que, de alguna forma, puedan darnos pautas sobre este nuevo escenario. Como mencionaba en una nota anterior. Hoy más que nunca, diseñar el futuro mirando el espejo retrovisor produciría una catástrofe.

Curiosamente, la pandemia está deprimiendo la inflación

Liderar, a partir de ahora, será imprescindible. Apertura y escucha serán los comunes denominadores. Cambios en las metodologías laborales serán cosa de todos los días.

Se me ocurren entonces algunas reflexiones sobre el líder de la nueva normalidad.

Generar Confianza.

Lo que viene es incertidumbre. La incertidumbre convierte al individuo en temeroso. Lo mejor que podemos hacer ante una persona que esta con miedo es generar confianza. La confianza no es algo mágico. Es una construcción. Es como nos debe percibir la comunidad, nuestro contexto social y profesional. Ante la sociedad en general procederemos honestamente. Lealtad y justicia en cada acto generará confianza. En cambio, aquel a quien sólo le importan sus propios intereses, como lamentablemente nos estamos acostumbrando, y que solo desea satisfacerlos, genera desconfianza. No es creíble. Es sospechoso. Y no creen en sus promesas.

Educación a distancia: la otra escuela

Demuestre Actitud y Aptitud Usted debe demostrar en su comunidad, su organización o su ámbito natural, que es un piloto de tormenta. No solo arriesgado, sino que sabe proponer el camino que llevará ala solución para las nuevas preocupaciones. Aquí es donde se manifiesta más claramente en qué medida Usted puede liderar.

Su actitud debe ser de protagonista en la nueva etapa de la sociedad. Quedarse a mirar que cosas van sucediendo en los nuevos escenarios, solamente lo hará estancarse. Y si se detiene, no generará confianza.

Si sus resultados históricos han sido buenos, nada garantiza que lo sigan siendo en la nueva normalidad. Pero admitamos que parte con ventajas si siempre agregó valor a sus Equipos, a sus colegas, a su contexto.

Coronavirus: necesitamos más datos

Ya nada será igual, INNOVE.

La innovación disruptiva es quizás la más difícil. Pero, sin dudas, la más efectiva. Cambia las reglas de una sociedad, crea nuevos hábitos, nuevos sistemas y no tiene comparación con casos anteriores.

Hace una década el teletrabajo era casi impensado. Últimamente aceptado. Hoy es imprescindible. Innovar en RRHH es un desafío notable, pues va en contra de la historia pasada, de los derechos adquiridos, de las normativas sindicales, etc. Es quizás el dolor más grande de los líderes conservadores. ¿Cómo no van a trabajar si no los veo en su escritorio? ¿Cómo haremos la reunión si nadie está en la oficina? Y, sin embargo, los gigantes tecnológicos por ejmplo, tienen oficinas en todo el mundo, que trabajan sincrónicamente, sin estar junto en una misma oficina.

Recapitulando:

  • Genere confianza.
  • Demuestre actitud y aptitud
  • Innove

Estos tres atributos deben estar dentro de un packaging que es Usted. Siendo congruente en su accionar. Consistente, continuo. Donde hace lo que dice, cumple y si se equivoca pide disculpas, compensa y propone soluciones. Recuerde: la integridad lo hace transparente. Y eso convence.

Hoja de ruta para un planeta en suspenso: el desafío de sobreponerse a la parálisis que genera el miedo con inteligencia, creatividad, convicción y pensamiento estratégico

No hay mejor oportunidad para crecer que una crisis. Todo depende de la intención subyacente. Si se piensa que la crisis pone a disposición multitud de gente vulnerable y esa es la oportunidad, fracasará. Si el pensamiento es oportunidad para reinventarse, para seguir aprendiendo y seguir creando, eso será éxito.

La NUEVA NORMALIDAD modificará nuestros hábitos y conductas. No modificará nuestra esencia.

Fuente www.perfil.com