Apertura: Sistema B – Mejorar el Impacto

Se presentó el Índice de Triple Impacto, que busca construir un diagnóstico a nivel nacional sobre la incidencia socioambiental de las empresas.

Para avanzar hacia un horizonte de empresas más comprometidas con el medioambiente y la comunidad, es necesario medir en dónde están paradas para dar, luego, pasos más certeros y efectivos. Por eso, el Consejo Empresario de Sistema B, junto a cámaras y organizaciones aliadas, presentaron el Índice de Triple Impacto, una iniciativa que busca generar una medición colectiva del impacto social y ambiental de las empresas.

Este diagnóstico permitirá identificar las oportunidades que el sector empresario tiene en el desafío de avanzar hacia un modelo de desarrollo capaz de impactar positivamente en las personas y el ambiente. La visión de Sistema B es redefinir el concepto de éxito en las empresas que, entienden, no se basa solo en lo económico, sino en ser responsables.

Alejo Cantón, presidente de Vistage Argentina, miembro del Directorio de Sistema B y del Consejo Empresario de Sistema B, rememora la arenga de Gastón Remy (presidente del Coloquio de IDEA en 2017) que incentivó a los empresarios presentes a dejar de pedir que el cambio salga de la clase política sino que empezara entre los colegas. “El llamado fue a involucrarse y el índice es la manera que tenemos los empresarios de hacerlo. Lo primero que tengo que hacer es medirme para entender dónde estoy parado”, explica.

Es que esta iniciativa, surgida en la Argentina y que busca dar un diagnóstico a nivel país por primera vez, utiliza una evaluación online y da una respuesta inmediata a los postulantes. Así, empresas de cualquier sector y tamaño pueden medirse en cinco ejes: gobernanza, trabajadores, comunidad, medioambiente y clientes. “Te autoevaluás y podés comparar tu resultado contra las más de 60.000 empresas que lo completaron”, agrega Cantón.

“Los resultados que no se miden no se mejoran”, dice la web a través de la cual las firmas acceden al cuestionario.

Una vez finalizado, los datos consolidados permitirán hacer un diagnóstico del impacto del sector privado argentino e identificar oportunidades de mejora para encaminarse hacia un país cada vez más próspero, sustentable e inclusivo.

Cómo se hace 
La herramienta es la Evaluación de impacto B (EIB), una evaluación de reconocimiento mundial creada por B Lab que permite a las empresas evaluar su sustentabilidad de forma integral y con el mismo rigor con el que miden sus indicadores financieros.

  • Más de 40.000 empresas en 130 industrias de 67 países ya la utilizan.
  • Alineada a los más altos estándares globales de gestión socio-ambiental (GRI, IRIS, IS014.000, IS026.000, FairTrade, FSC, Leed, ODS).
  • Online, gratuita, simple, se adapta según tamaño y rubro.
    100% confidencial.
  • +500 empresas están avanzadas en la medición y son las consideradas para este informe.

“Nos permitió identificar oportunidades de mejora a nivel de impacto en todos los grupos de interés y nos propusimos objetivos específicos”. Lucía Carmona, vicepresidente de Unitech.

1500 empresas comenzaron el proceso de medición de su impacto con la Evaluación de Impacto B

Pasos a seguir
El 31 de marzo cerró la convocatoria y este mes comenzaron los trabajos junto a Deloitte para desarrollar una metodología y análisis de datos para terminar de conformar el índice cuyos datos se darán a conocer en el próximo encuentro +B que se llevaré adelante este año en Mendoza.

“La medición dispara el diálogo interno en la organización y tiene un efecto transformador, porque una vez que la empresa sabe dónde está, se preocupa por mejorar”. Pedro Arnt, CFO de Mercado Libre.

Empresas que ya participaron, por sector %

  • Agricultura 2
  • Manufactura 24
  • Servicios con bajo impacto ambiental 50
  • Servicios con alto impacto ambienta 10
  • Retail 14

Fuente: Revista Apertura